No sé… Amigo Leobardo.

No sé, si lo que siento Tiene que ver con tu muerte. No sé, si el vacío en mi corazón se motiva por tu largo viaje.   Si la ruptura de una amistad naciente Si el quebranto de experiencias prometidas Motivan el silencio de mis sentidos No sé, no sé…  Amigo mío.   Lo cierto,…

Adios

Hoy, cuando la luna llena, Siento el vacío que oprime espantoso. Hoy, cuando la luna llena, Tu amistad se ahoga en un pozo. Furtiva realidad que como mazo llega, fustigando el alma que añora al consciente recuerdo que mira el tiempo que inexorable corre. Hoy, cuando la Luna Llena. (AJCHR-2013)

Ayer… ¡Me acordé de tí!

Ayer, cuando miraba al mar, entre piedras negras y arena blanca, recordé su rostro… y dolía. Ayer, al caminar, cuando la luna clama al sol su día… me perseguían sus ojos… y quemaba. ¡Maldita playa blanca! ¡Pues me arrastré en la arena! y cada grano que tocaba… era un poro de su piel. Y nadé…¡sí!…